La política del mosco

MUJER EN AMBIENTE Blog

En participaciones anteriores he explicado lo desastroso que resulta al introducir especies de flora o fauna sin estudios previos de los efectos negativos que tendrían para el país, esto empeora cuando gente sin la preparación formal adecuada y sin escrúpulos está al frente de las dependencias tomando las decisiones que comprometen la salud y la calidad de vida de la población en el presente y para el futuro. Sume al panorama aquellas especies de importancia médica que de manera ilegal se introducen y se quedan en nuestro gentil país, el que les proporciona los insumos necesarios para que proliferen sin el peligro de sus depredadores naturales ¡Da miedo! Esto me hizo recordar a los diputados y senadores plurinominales, porque no tienen que pasar el filtro del escrutinio y voto popular, obtienen el cargo por acuerdos casi clandestinos, por decir menos y encima gozan de inmunidad o fuero. Pues así es el…

Ver la entrada original 296 palabras más

Anuncios

DÍA DE LA DEFENSA DEL MANGLAR

Este 26 de julio se conmemora el Día de la Defensa del Manglar, hay tanto que decir de este importante ecosistema, pero lo más preocupante es la alta vulnerabilidad en la que se encuentra, producto de las actividades humanas, las que constituyen su principal amenaza. Hagamos juntos un recorrido por los aspectos más relevantes de estos humedales y con información de la CONABIO* le platico que son ecosistemas altamente productivos, con una enorme riqueza biológica y que proporcionan una gran diversidad de recursos y servicios ambientales.

Los manglares se desarrollan en las planicies costeras de los trópicos y subtrópicos, principalmente alrededor de esteros y lagunas costeras, cerca de las desembocaduras de los ríos y arroyos. Este hábitat es una zona de transición entre los ecosistemas terrestres y los marinos y frecuentemente existe una conectividad entre los manglares, los pastos marinos y los arrecifes de coral que permite el flujo de las especies que viven en ellos.

Son barreras naturales de protección que retienen la erosión causada por vientos y mareas, ayudando así a mantener la línea de costa y a sostener la arena sobre las playas. En aquellos sitios en donde los manglares se han mantenido, el impacto de fenómenos naturales, como ciclones y tsunamis, ha sido menor al de aquellos sitios en donde se destruyeron o no existen estas barreras naturales. Ojalá pudieran dejarlos regenerarse después de un fenómeno meteorológico y que los grupos de ambientalistas y catedráticos alzaran la voz, (no me refiero a los académicos de Guerrero por supuesto, esos rara vez difieren de los gobernantes en turno) y no permitieran las invasiones en los terrenos de manglar, ¿es mucho pedir?

Los manglares disminuyen el impacto del acarreo de sedimentos y contaminantes por las corrientes de agua de ríos y arroyos sobre los arrecifes de coral. Son zonas de protección, crianza y desove de especies comerciales como peces (bagre, lisa, mojarra, pargo, robalo, sábalo, entre otros), camarones, cangrejos, langostinos y moluscos, incluye a la pesquería del camarón, una de las más importantes para el país.

¿Y qué lugar ocupamos? México junto con Indonesia (31 894 km2), Brasil (13 000 km2), Australia (9 910 km2), Nigeria y Malasia, es uno de los seis países con mayor superficie de este ecosistema. En conjunto estos países contienen el 50% de la superficie mundial de manglares. Los manglares mexicanos representan el 5% del total mundial y colocan a nuestro país en el cuarto lugar de los 125 países y territorios que poseen este ecosistema. De los cuatro países, Indonesia es el más pequeño territorialmente, empero contiene el 20% de los manglares del mundo y representan el 1.7 de su territorio. Los manglares en Brasil, representan tan solo el 0.15% de su territorio. En Australia los manglares representan el 0.12% de la superficie del país, mientras que en México cubren el 0.4% de los casi dos millones de kilómetros cuadrados del total del territorio.

En el mundo se reportan alrededor de 70 especies de manglar, Indonesia enlista 45 especies, Australia 40, Brasil 8 y México 6, las cuales son: el mangle rojo (Rhizophora mangle), el mangle blanco (Laguncularia racemosa), el mangle prieto (Avicennia germinans) y el mangle botoncillo (Conocarpus erectus y para las costas de Chiapas también se registra la presencia de otras dos especies (Avicennia bicolor y Rhizophora harrisonii).

Los manglares están presentes en los 17 estados de la República Mexicana que tienen litoral. Para el año 2010 se calcula una superficie de 764 486 ha de manglar en México. La región Península de Yucatán posee el 55% de los manglares del país con 417 025 ha, mientras que la región Pacífico Centro posee la menor extensión con el 0.9%, es decir, 6 857 ha. En el estado de Campeche se localiza la mayor superficie de manglar con 197 620 ha y en Baja California la menor con 36 ha.

De acuerdo al libro Manglares de México de la CONABIO, la reducción de la superficie de manglar en el periodo de 1981 a 2005 fue de 9.6% y de 2005 a 2010 fue de 1.2%, además para 2010 el 60.3% de la superficie de manglar se localiza dentro de ANP federales y estatales. Lamentablemente en pleno siglo XXI, existen entidades federativas con manglares sin protección a nivel federal o estatal, cuyos gobiernos no han entendido la importancia de este ecosistema y bien haría querido lector en compartir este artículo a los gobernadores de Colima y de Guerrero.

Los estados con el mayor porcentaje de protección tanto federal como estatal son: Baja California (100%), Campeche (89%), Nayarit (83%), Quintana Roo (78%) y Yucatán (79%). Aunque esto no garantiza del todo su protección, es una herramienta útil.

El estado que conservó la misma superficie de manglar durante 1981-2010 fue Baja California, mientras que el estado con mayor porcentaje de pérdida de área de manglar fue Jalisco con el 72.8% (¡Ay y se rajó en la protección de los manglares!). Y en el periodo 2005-2010 el estado que reportó la mayor pérdida fue Michoacán con el 8.0%

Los manglares también funcionan como filtros biológicos en la retención y procesamiento de algunos fertilizantes utilizados en la agricultura, en la filtración de agua y abastecimiento de mantos freáticos. Son sumideros de bióxido de carbono y captura de gases de invernadero.

Proporcionan materiales de la construcción de viviendas rurales, fabricación de cercos para delimitar terrenos o para el confinamiento de animales domésticos. Personalmente he documentado el uso medicinal del mangle rojo para control de la diabetes tipo 2. Me han comentado que se vende en el mercado de Sonora de la Ciudad de México, no he tenido la oportunidad de comprobarlo, sería lamentable encontrarlo ahí porque las cuatro especies más comunes se encuentran bajo la categoría de Amenazadas en la NOM-059-SEMARNAT-2010.

Se utilizan en la industria de la construcción como puntales para las cimbras; producción de leña y carbón por las comunidades rurales; como materiales para la fabricación de artes de pesca como los tapos, en la elaboración de espigas y puntales para la locomoción de pequeñas embarcaciones en zonas someras de las lagunas costeras y los esteros.

Son zona de desarrollo de la creciente industria asociada al ecoturismo, avistamiento de aves migratorias, vida silvestre y paisajes.

Pero la destrucción del hábitat, la contaminación y la sobrexplotación de los recursos son las actividades que más impactan a los manglares. También se incluyen la falta de planificación del desarrollo urbano, industrial y turístico. Así como del desarrollo agrícola, ganadero y acuícola, que han desplazado y reducido extensiones considerables de manglares.

Los desechos sólidos urbanos, contaminantes industriales, pesticidas y fertilizantes agrícolas, derrames de petróleo así como las modificaciones a las condiciones hidrológicas, han tenido un gran impacto sobre este ecosistema. La sobrexplotación de algunas especies altera sustancialmente su composición, estructura y función.

¡Qué triste situación para tan bellos e indispensables ecosistemas! ¿Verdad?

 

imgPortada_09_2013

 

*CONABIO: Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad , bajo la dirección del Dr. José Sarukhán

LA HISTORIA QUE CAMBIÓ AL MUNDO: LA EVOLUCION DE DARWIN

jose sarukan en san ildefonso


Ciudad de México, 19 de junio de 2014.
En el Antiguo Colegio de San Ildefonso, el Dr. José Sarukhán Kermez, Coordinador Nacional de la de la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad (CONABIO), impartió una conferencia magistral este jueves con el título El pensamiento que cimbró al mundo. Ante un auditorio abarrotado en su mayoría por jóvenes estudiantes.

Esta conferencia es parte de la jornada de actividades de homenaje a Carlos Darwin, en ella, el doctor Sarukhán propuso una reflexión filosófica, sobre el replanteamiento de la existencia “nada hace sentido en la biología que el concepto de evolución de miles de millones de años”, dijo.

Con un lenguaje sencillo, el catedrático narró la vida de Darwin antes de emprender el viaje que lo llevaría a formular la controvertida teoría de la evolución. “Carlos Darwin (1809-1882), nació en Gran Bretaña en una época en la que lo relacionado a la evolución era no sólo desacreditado sino inmoral”, dijo, ya que estaba asociado a las ideas revolucionarias de la Francia republicana de 1790, que desafiaban la autoridad de la Iglesia y del mismo rey.

De igual forma, explicó la historia de la teoría de la evolución y cómo este hombre, se enfrentó a las críticas y ataques de ultraconservadores religiosos en la Inglaterra del siglo XIX, por atreverse a cuestionar las ideas creacionistas de una fuerte influencia catastrofista que imperaban en la época y en las que el mismo Darwin creía cuando inició su viaje en el velero H. M. S. Beagle el 27 de diciembre de 1831, para participar como naturalista.

Antes de eso, el padre de Darwin, “pensando que sería religioso, lo envía a estudiar teología en la Universidad de Cambridge. Pero Darwin siempre fue un naturalista y gracias a un tío que logra convencer a su padre, puede realizar este viaje, comandado por el capitán Robert Fitzroy y que tenía como objetivo efectuar una expedición por la Patagonia, Tierra del Fuego, Las Galápagos, Nueva Zelanda y Australia para configurar una cartografía de estas zonas” detalló el Comisionado Nacional de la CONABIO.

Cabe agregar que “todos los barcos de reconocimiento llevaban a bordo un naturalista que registrara y colectara a las especies de flora y fauna que veían en el recorrido, y un dibujante que diera testimonio de ello con su trabajo. En ocasiones el naturalista era la única compañía del capitán de la nave, hombre culto que no podía mezclarse con la tripulación compuesta por marineros sin educación” explica Sarukhán.

Darwin no tuvo fácil el atreverse a presentar sus descubrimientos, hay que recordar que a través de la historia han ido apareciendo con frecuencia ideas novedosas que intentan explicar el origen y la variedad de la vida. Algunas de ellas aunque erróneas, han servido de base para inquirir nuevos conocimientos.

El surgimiento del pensamiento científico iniciado con Galileo (1564-1642) e Isaac Newton (1642-1727), tarda en prosperar, no obstante, dijo, “hasta el siglo XVIII, la mayoría de los científicos creía que las especies habían sido creadas por Dios en su forma actual o sea que no habían tenido cambios durante su permanencia en el planeta, incluso la palabra biología aún no había sido concebida; durante ese periodo se creía que la historia de los seres vivientes tenía que ser estudiada por los filósofos y los pensadores religiosos. Fue Lamarck quien creó la palabra biología y su objeto de estudio”.

Lamarck propuso tu teoría pero tuvo un fuerte crítico de la creación especial llamado Georges Cuvier (1769-1832). Sin embargo, “Darwin concibe un mecanismo claro y concluyente para detallar la forma en que podría haber tenido lugar las modificaciones de los organismos a través del tiempo, gracias a la experiencia adquirida en ese viaje y en sus conocimientos de geología” continúa el investigador.

El naturalista “llama selección natural al proceso que actúa en el cambio de los organismos e interviene en la creación de nuevas especies, y explica su teoría en el libro El origen de las especies por medio de la selección natural, que sale a la luz en 1859 un año después de que otro naturalista, Alfred Wallace (1823-1913) hace llegar a Darwin, un pequeño artículo de su autoría que presentaba una idea muy parecida a la de evolución por medio de la selección natural. Ambos investigadores presentaron la teoría ante la comunidad científica” detalla el catedrático.El libro se agotó el mismo día de su publicación. Esto fue un parteaguas en la historia de la humanidad y un escándalo para su época, la teoría de la evolución cuestionaba la validez de las opiniones consagradas de su tiempo.

Su teoría no sólo fue recibida con muy poco entusiasmo, pues los científicos sincrónicos a Darwin basaban sus explicaciones de la creación de acuerdo con la corriente llamada teología natural, tratando de explicar las leyes y los principios con los que Dios había creado el Universo. Para el Coordinador Nacional “tuvo la crítica más cruel de la sociedad, cabe recordar que a mediados del siglo XIX no existía una separación tajante entre ciencia y religión, como la de ahora. Pero el mayor ataque hasta nuestro tiempo, se sigue profesando en contra de Darwin, el hombre que puso en tela de juicio el creacionismo”.

El Dr. Sarukhán hizo una profunda reflexión sobre la situación de los humanos en la Tierra, “las especies son el producto del proceso de cientos de millones de años de evolución que ha conformado la naturaleza como la conocemos actualmente, necesitamos comprender eso con una responsabilidad ética para mantener el escenario evolutivo. Debemos empezar a pensar acerca de nuestro futuro en este planeta, ya no como individuos, familias, sociedades, barrios, ciudades, naciones o regiones, sino como una entidad biológica y taxonómica específica llamada Homo sapiens. El significado moral de una ética del desarrollo sustentable reside no en las consideraciones teóricas y las digresiones especializadas de los expertos, sino con la visión de una nueva forma de vida que sea comprensible, accesible. No somos la cima de la creación somos una especie más de la creación”, concluyó.

Darwin Apto para todas las especies, es un programa que tiene como sede el Antiguo Colegio de San Ildefonso y podrá disfrutarse hasta el mes de septiembre con actividades variadas desde exposiciones (sobre la vida, familia, viajes e investigaciones del científico), narraciones, conferencias magistrales, demostraciones, proyecciones, presentación de libro, etcétera, con la participación de instituciones como la UNESCO, CONACULTA, UNAM, Museo de Historia Natural y de Cultura Ambiental del GDF, y escritores como Sabrina Berman.

¡AL CHILE!

CHILE3

Ayer, tuve que comer mi pescado sin la tradicional salsa que lo acompañara. Fui a las tortillerías buscando salsas preparadas y no encontré ¡Estaba furiosa! Como no me gustan en vinagre y ya cansada de caminar decidí volver. Justo cuando regresaba a comer sin mucho entusiasmo, escuché a dos chicos como de 15 o 16 años de edad en una conversación soez, en la que uno le aseguraba al otro “te lo juro por esta” “si wey, al chile que sí”. No cabe duda que las y los mexicanos no podemos estar sin el chile. ¡Hasta en el lenguaje! Eso me hizo preguntarme cuando había empezado a incorporarlo en mi dieta y fue bastante tardío, hasta los doce años de edad, antes de eso ni el mole probaba y hoy la comida no me sabe, si no pica. El chile* (Capsicum spp.) es una verdura ancestral, primo del tomate, el tabaco y la papa que se incluyen en la familia botánica de las Solanaceae, su género taxonómico Capsicum contiene 26 especies, todas ellas originarias del continente americano. El nombre científico de Capsicum proviene del griego kapsakes que significa cápsula y su nombre común del náhuatl chilli.

 

CHILE2Rico en vitaminas C y A, se sabe que cinco especies de chile han sido domesticadas y el Dr. Albert Szent-Györgyi, Premio Nobel en fisiología y medicina, destacó la actividad anti-escorbuto del ácido ascórbico en estudios en el chile al que consideró como una rica fuente de vitamina C. La especieCapsicum annum incluye a la mayoría de las variedades conocidas y nuestro país es su centro de diversificación y domesticación, además tiene la mayor distribución e importancia económica mundial. Existen más de 40 variedades de chiles que se consumen frescos, deshidratados y procesados. Las variedades más cultivadas son el chile jalapeño, serrano, pimiento morrón, poblano, chilaca, Anaheim, mirasol, soledad, de árbol, piquín entre otros. Los chiles secos más cultivados son el ancho, guajillo, mirasol, colorado, pasilla, de árbol, puya y costeño. El chile habanero (Capsicum chínense) se cultiva principalmente en el sureste de México donde tiene gran tradición en la dieta de la población yucateca (¡mmm la cochinita pibil!) y desde 2010 la denominación de origen la tiene la península de Yucatán. Aunque ahora que los chiles chinos amenazan con invadir los mercados mexicanos, me pregunto si los diputados federales considerarán un verdadero impulso en la reforma “profunda” al campo que nos permita continuar saboreando las deliciosas variedades heredadas por los pueblos ancestrales. Y es que necesitamos salvaguardar la riqueza y biodiversidad mexicana, por eso, debemos protegerlo a él, señoras y señores legisladores ¡Al chile!

 

*Con información de la CONABIO

LA SEMANA DE LA BIODIVERSIDAD y LA APATÍA DEL GOBIERNO

En la Ciudad de México, la pasada semana tuvieron lugar diferentes actividades académicas, artísticas y culturales para conmemorar la cuarta semana de la diversidad biológica en México, que fue dedicada a las Islas, así como a los lugares que aislados, se tornan un oasis de especies de plantas, animales y demás organismos, y que junto con los otros ecosistemas le otorgan el 5º lugar como país megadiverso. Cada año, desde hace cuatro, se realiza este evento con la finalidad de celebrar la riqueza natural del planeta conmemorando el Día Internacional de la Biodiversidad asignado al 22 de mayo. En las entidades federativas se llevará a cabo esta semana que comienza. Para estas festividades que deberían ser de todos, 28 estados registraron un total de 189 actividades, muy pocas, dada la riqueza biológica mexicana y que estarían a cargo de organizaciones civiles, universidades estatales, universidades nacionales, museos e instancias gubernamentales de los tres niveles, por mencionar algunos. Las entidades con mayor número de eventos son precisamente las que contienen a las metrópolis más importantes del país: Distrito Federal (29), Nuevo León (22) y Puebla (17). Otros sólo registraron una: Aguascalientes, Morelos, Querétaro, Sonora y Tamaulipas. A pesar de esta importante labor por hacer conciencia cuatro estados de la república no registraron actividades estos son: Sinaloa, Guanajuato, Colima y San Luis Potosí. Aquí la pregunta es ¿Qué justificación tienen sus gobiernos para deslindarse ante semejante desidia? Eso me hizo recordar lo dijo en la inauguración el Dr. José Sarukán (Coordinador Nacional de la Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad) “el más bisoño de los diputados habla de la biodiversidad ¿Tendrá idea de lo que está diciendo?” Es evidente que no. Al parecer, las cuestiones ambientales, sirven en los discursos políticos para atrapar a jóvenes votantes; si no hay que preguntar a quienes mantienen la lucha para proteger a Cabo Pulmo en la península de Baja California en contra de la propia SEMARNAT (la Secretaría de Medioambiente y Recursos Naturales), donde la acciones corren a cargo de la ciudadanía. Triste panorama si de conservar se habla, a decir del Biólogo Roberto Rojo (En busca de bichos, Canal 11), se estima que 3 especies desaparecen de la Tierra cada hora; especies de las cuales quizá no se tenga registro, no se sepa cuál es su papel funcional en el ecosistema, ni qué pasará dentro del planeta cuando ya no esté, mucho menos qué consecuencias tendrá para la vida humana. ¡Eso asusta y mucho! Hasta ahora, respirar oxígeno es gratis; pero si no lo hubiera, producirlo artificialmente es caro, le reto a investigar cuánto cuesta un tanque de oxígeno y sabrá de lo que estoy hablando, en otra ocasión haremos cuentas en pesos y centavos, verá que se necesitará hablar de miles y hasta millones ¿Usted los tiene? ¿Dónde queda entonces el discurso de los gobiernos para integrar el conocimiento biológico y ecológico con el económico y social? Es evidente que hacen falta acciones concretas, compromiso y mayor difusión para incentivar la participación ciudadana y por supuesto, para implementar otro tipo de ética ambiental que permita vivir en armonía con los ecosistemas que aún sobreviven en México.

*A los lectores en Nayarit, me entristece informarles que su estado registró únicamente 11 actividades, de todas formas, vayan y participen, lleven a sus hijos, al tiempo se los agradecerán. No se desanimen, entren a la página de la CONABIO y ahí podrán maravillarse en un recorrido por las riquezas naturales de su bello estado ¡Ah y de paso alejan a sus hijos de la televisión abierta!

*Del gobierno de Guerrero hoy no quiero opinar…

 

La Roqueta, Acapulco de Juárez, Guerrero.Acapulco, Guerrero

Guerrero, último lugar en protección de manglares

La Comisión Nacional para el Conocimiento y Uso de la Biodiversidad (CONABIO), presentó dos publicaciones en el marco del Día Mundial de los Humedales que se instituyó el 2 de febrero. Las obras sobre manglares y especies invasoras, exponen los resultados obtenidos a nivel nacional y por estado, información que representa un valioso recurso para los tomadores de decisiones.

En el libro sobre manglares, se observa que Guerrero ocupa el último lugar en la escala nacional, en áreas protegidas con este ecosistema; considerando que por cada hectárea de manglar que se pierde, disminuye casi una tonelada de pesca y tomando en cuenta la crisis en las pesquerías, esto es un crimen. ¿Cómo hablar entonces de soberanía alimentaria, sin considerar estos datos para proponer políticas públicas efectivas?

Desde 1979 al 2010, el estado ha perdido el 50% de extensión de manglar, esto es, que de las 16 348 hectáreas, que se contabilizaron al inicio, para 2010 quedaban 8,123. El estado de Guerrero cuenta con 524 km de manglar en la extensión de la línea de costa y pesar de identificarse 7 sitios prioritarios de manglares, estos se encuentran en áreas sin protección a nivel estatal, federal o internacional.

En la presentación del libro sobre manglares, se proyectaron fotografías de las inundaciones recientes provocadas por el fenómeno meteorológico Manuel, en ellas se aprecia claramente la invasión inmobiliaria, en zona natural de manglar Acapulqueño. Lugares donde no se debieron permitir las construcciones sin considerar las características del territorio y sin que a la fecha haya responsables de la pérdida de patrimonio de muchas familias.

La falta de interés de los gobiernos estatales y municipales ha puesto en el filo de la navaja la frágil conservación del ecosistema que protege las costas contra las inclemencias de tormentas y huracanes, y enriquece las pesquerías. Considero que los vicios perpetuados harán imposible implementar las medidas correctivas, preventivas y remediadoras; y en un año o dos que se actualicen los datos, seremos testigos de la disminución del área de manglar en Guerrero.

Repetir a gente que no da buenos resultados en cargos estratégicos y que el gobierno por tradición, favoritismo y negociación, siga otorgando proyectos de justificación y planificación de áreas naturales protegidas a pseudoinvestigadores, escudados en la “academia”; no permitirá grandes avances para un Estado privilegiado que ocupa los últimos lugares de la escala nacional en materia ambiental.

Imagen

 

Publicado como extracto en carta en el Periódico El Sur de Acapulco http://suracapulco.mx/archivos/130002